Las Avellanas Para La Salud del Cerebro.

LAS AVELLANAS.

La avellana es el fruto de tipo nuez del avellano común, Corylus avellana. Etimológicamente proviene del latín nux abellana, «fruto seco o nuez de Avella», pueblo de la provincia italiana de Avellino. Tiene forma esferoidal, con un diámetro aproximado de 10 a 15 mm. Está formada por una cáscara fibrosa externa que rodea una cubierta lisa en la que se aloja la semilla. La cáscara fibrosa se seca durante la maduración.

 

BENEFICIOS PARA LA SALUD.

Las avellanas son un fruto saludable, siempre que se coman crudas como todos los frutos secos; contienen nutrientes importantes para la salud, como las vitaminas, minerales, proteínas, fibra y grasas saludables, a la vez que añaden sabor a los platos.

Son capaces de aumentar el perfil nutricional de recetas saludables, como las ensaladas, proporcionando grandes beneficios para la salud, por lo que son una buena idea para incluir en la dieta diaria.

Las avellanas tienen una importante cantidad de micronutrientes, como la vitamina E, vitamina B, como la B1, B2 y B9, y vitamina A y C; también destacan minerales, como potasio, calcio y magnesio, fósforo y manganeso.

FLAVONOIDES.

Contienen flavonoides, capaces de mejorar la circulación y favorecer la salud del cerebro; pueden proporcionar grandes beneficios para la salud, tan sólo con tomar un puñado en la merienda.

GRASAS SALUDABLES.

Este fruto seco contiene grasas saludables que pueden ayudar a proteger la salud del corazón, porque son ricas en grasas poliinsaturadas y mononunsaturated saludables y bajos en grasas saturadas menos saludables.

 

Las avellanas son una buena fuente de ácido oleico, que puede ayudar a reducir los niveles de colesterol malo, y puede elevar los niveles de colesterol bueno; debido a que las avellanas son altas en grasas, tienen un alto poder calórico.

PROTEÍNAS.

Las avellanas crudas son una fuente moderada de proteína vegetal, que aportan energía física al cuerpo y agilidad mental al cerebro, además de servir para reparar las células de hueso, músculo y otros órganos dañados.

 ACEITE Y OTROS USOS DE LAS AVELLANAS.

Avellana ahora se utiliza para cocinar y aceites terapéuticos. Es ideal para cocinar, ya que no aporta colesterol malo al plato. También se utiliza como aceite terapéutico por su aroma a nuez y propiedades astringentes. Aceite de avellana es muy bueno para la aromaterapia y la terapia de masaje. Es no grasa y de fácil absorción. Además, la industria cosmética utiliza aceite de avellana para el maquillaje y las cremas hidratantes.

Las personas pueden incorporar estos frutos secos en su dieta, ya sea como aceite de cocina o nueces tostadas. También pueden añadir en sus platos como pasteles y magdalenas. Harina de avellana también está ganando en popularidad como un sustituto de la harina regular.

Aproximádamente unas 20 avellanas, contienen unos 6 gramos de carbohidratos, de los cuales 3 gramos provienen de la fibra dietética, por lo que pueden ayudar a reducir el riesgo de padecer ciertas enfermedades y dolencia crónicas, como el estreñimiento, diabetes tipo 2, enfermedades del corazón y cáncer.

Dado que son muy calóricas, se recomienda tan sólo consumir un puñadito de avellanas unas tres veces por semana, para conservar el peso; pero son beneficiosas para personas que les cueste engordary quieran adquirir peso, porque tienen un alto valor calórico, además de ser grasas saludables y beneficiarse de todas sus bondades.

– Pueden reducir el riesgo de padecer colesterol alto, coágulos de sangre y enfermedades del corazón debido a su contenido en compuestos saludables, como son la fibra, grasas saludables, vitamina E, esteroles vegetales,  ácidos grasos Omega-3  y L-arginina que contienen.

– Las avellanas crudas son un excelente sustituto a otros alimentos ricos en grasas saturadas, dado que contienen grasas saludables y beneficiosas.

CONTRAINDICACIONES Y EFECTOS SECUNDARIOS.

Las personas que quieren utilizar la avellana como parte de su dieta o como suplemento debe asegurarse de que no tienen alergias a las nueces de primera. Esto se debe a reacciones alérgicas avellanas pueden ser potencialmente mortales.

Intolerancia a cualquiera de sus componentes. Los niños menores de 3 años deben evitar su consumo ya que podría ocasionar alergias.

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: